El monstruo de Toluca: Los datos que no sabes

El monstruo de Toluca: Los datos que no sabes

El 6 de diciembre, agentes de investigación de la Fiscalía General de Justicia del Estado de México detuvieron a Oscar “N”
El monstruo de Toluca: Los datos que no sabes Foto: Especial
El monstruo de Toluca: Los datos que no sabes Foto: Especial
Redacción | UN1ÓN Edomex | 12/12/2019 05:00

El 6 de diciembre, agentes de investigación de la Fiscalía General de Justicia del Estado de México detuvieron a Óscar “N”, el presunto Monstruo de Toluca o Feminicida de Santín.

Dicha noticia tranquilizó a una parte de la población mexiquense especialmente a los de Valle de Toluca, además cuatro días después este sujeto fue vinculado a proceso por feminicidio.

Este sujeto presuntamente asesinó a tres jóvenes cuyos cuerpos fueron hallados en una casa del fraccionamiento Villa Santín, en el municipio de Toluca, Estado de México.

Parte de la detención se pudo lograr debido a la interacción que tuvo Óscar “N” con la activista Frida Guerrera Villalvazo, tal como lo narra Héctor de Mauleón en su columna En Tercera Persona.

“Te voy a vigilar, vecina”, le escribió Óscar García Guzmán, El Feminicida de Santín, a la activista Frida Guerrera Villalvazo. El asesino de al menos tres jóvenes, cuyos cuerpos fueron hallados en una casa del fraccionamiento Villa Santín, en Toluca, Estado de México, había entrado en contacto con la activista luego de que esta publicara una columna en la que lo llamó “escoria” y “don nadie”, y en la que lo retó: “Aquí te espero, a ver si eres tan chingón”, comienza De Mauleón su columna.

El columnista a cuenta como la activista se fue involucrando poco a poco en el caso hasta llegar al objetivo que era detener al Monstruo de Toluca.

Héctor de Mauleón indica que durante la búsqueda del también conocido Feminicida de Santín, este sujeto mantenía constante comunicación con su madre y un abogado cercano a la familia.

Otro dato que reveló el columnista, es que Óscar “N” le confesó a Frida Guerrera que había realizado varios asesinatos entre ellos el de su padre.

Al final de su columna  Héctor de Mauleón escribe “lo sorprendieron comiéndose una torta en uno de los barrios estudiantiles de la ciudad: el Casco de Santo Tomás. Se resistió, intentó desarmar a uno de los agentes, pero al final fue sometido”.

Dónde puedo leer la columna de Héctor de Mauleón

Si quieres leer la columna completa  pulsa “Una activista provocó la captura del feminicida de Toluca”.

VER: Caso Sonia Pérez Rodea: Qué dice el rector UAEMex